• Kale: Qué es y dónde encontrar esta milagrosa verdura

  • Kale: Qué es y dónde encontrar esta milagrosa verdura

    kale

    De textura áspera y crujiente, con un sabor similar al repollo, coliflor o las coles de bruselas, levemente amargo, el Kale o Col Rizada posee una gran cantidad de vitaminas que ayudan a proteger al cuerpo de infecciones y enfermedades (como la vitamina C). También ayuda a mantener los huesos y músculos sanos (por la presencia de calcio y magnesio en su composición), a mejorar el sistema inmune, y sirve para proteger muchos órganos del cuerpo. Camilo Miranda, licenciado en nutrición, diplomado en psiconutrición y especialista en Flores de Bach, explica que estamos en un proceso de constante oxidación y los nutrientes que posee el Kale ayudan a retroceder esta acción. “Por lo tanto tenemos una mejor respiración, una mejor salud cardiovascular y por lo general se intensifica la acción del sistema inmune”, asegura.

    Esta poderosa verdura pertenece a la familia del brócoli y se caracteriza por ser de fácil cultivo. Para obtenerla, puedes contactarte con Luz Marina Gómez, emprendedora de “Mi Lado Verde” (en Facebook): por apenas cien pesos, se puede obtener un almácigo de Kale, el cual sólo necesita ser regado dos o tres veces por semana. “La plantas, y a medida que van creciendo, las hojas, las vas cortando y cosechando. La planta no muere, sigue aportando más hojas”, explica Luz Marina.

    Las formas de consumirlas son variadas. “La puedes usar en batidos con semillas, hojas verdes, etc. También se hacen tortillas, se come crudo o también se ponen al horno las hojas y se hacen chips de kale, como comida saludable para reemplazar las papas fritas”, recomienda la emprendedora, quien, en una palabra, describe al Kale como “saludable”.

    Kale con nueces

    Ingredientes:

    • ½  kilo de kale • 1 cuchara de aceite

    • 1 diente de ajo grande• 1 cebolla

    • ½ taza de nuez picada • Hierbas secas

    (albahaca, orégano, romero y cilantro)

    • Sal a gusto • Verduras a elección

    Preparación:

    Lavar las hojas de kale con agua fría, picar tiras de las hojas de kale (a través de su largo), picar finamente un diente grande de ajo, picar una cebolla en trozos grandes y cuadrados. En una olla grande, poner una cucharada de aceite y calentar a fuego lento, añadir el ajo y cebolla picada al aceite caliente, revolver hasta que la cebolla comience a estar clara. Añadir verduras picadas a elección y mezclar. Agregar sal a gusto, agregar ½ taza de nueces picadas a la mezcla y revolver. Añadir albahaca, orégano, romero y cilantro, destapar olla y cocinar a fuego lento durante 5 minutos.

    Sirve caliente y ¡a compartir!


    error: El Contenido protegido, propiedad de másregion.